El tratamiento de las aguas residuales o aguas negras involucra una serie de pasos, cada uno de gran importancia en el proceso de depuración del agua de contaminantes obtenidos por su utilización en las diferentes actividades de la vida diaria. Dependiendo de las plantas de tratamiento de aguas residuales las etapas pueden variar ligeramente. 

El tratamiento eficiente de las aguas residuales permite devolver el líquido limpio al ambiente y reducir el impacto y contaminación producidos por el consumo. Nuestros diseños son innovadores y de gran espectro de soluciones, construimos desde plantas domiciliarias para una familia, hasta plantas industriales de miles de mt3, incorporamos tecnologías modernas  que al final se traducen en un costo reducido, el agua final puede ser utilizada en riego o puede ser nuevamente utilizable en los procesos y/o uso bebestible, todo depende del nivel de purificación que soliciten.